Los traidores del país

Creer en una política castro-chavista para Colombia, es: uno, no tener un conocimiento cierto de política y dos, es pura ignorancia.

De acuerdo al artículo 1º constitucional, Colombia es un Estado Social de Derecho, organizado en forma de república unitaria, descentralizada, con autonomía de sus entidades territoriales, democrática, participativa y pluralista, fundada en el respeto de la dignidad humana, en el trabajo y la solidaridad de las personas que la integran y en la prevalencia del interés general.

Teniendo en cuenta este concepto de orden constitucional y que no es nada inventado; que además no se puede cambiar de la noche a la mañana, nos permite ilustrar que este es un país de múltiples riquezas de diferentes pensamientos, de una economía marcada firmemente en el capitalismo, y si quiere hablar de estructuras políticas, estudie y no hable paja, no se ponga a replicar cosas que otros políticos solo quieren que repitan como animales.

El gobierno actual de corte supuestamente conservadora y de derecha, ha demostrado que son solo unos timadores que quieren mantenerse en el poder, para tapar las fechorías de los que los subieron al mando y así continuar con un estatus que de cierta forma les permite una tranquilidad de por vida.

Las acciones políticas del gobierno Duque, está llevando al país a un problema de desestabilización social y hasta gubernamental, ya que está usando los recursos de la nación como plata de bolsillo y aumentando considerablemente la deuda externa para beneficio del monopolio económico que siempre ha gobernado el país.

Es increíble escuchar los argumentos de las personas que defienden al gobierno y se queja de las protestas que hace la población, que muchas veces son atacados por el mismo estado (y claro está que la delincuencia común se aprovecha de la coyuntura), para crear el caos y así demostrar que aquí no se puede reclamar por nada o que el colombiano se debe conformar con las migajas que se le dan.

Como defender al gobierno que protege a los estafadores que roban y hacen daño en grande, como las constructoras de los diferentes megaproyectos que en poco tiempo han demostrado ser unos grandes fracasos, como el puente Chirajara, que se cayó y se quedó ahí sin conclusiones contundentes, con nueve muertos y mucho menos con una infraestructura.

Que decir de las otras obras como el puente Hisgaura, la ruta del sol, Reficar y los elefantes blancos que no dejan de aparecer en todo el país, donde la nación ha perdido millones y millones de pesos y no hay muestra o interés recuperar lo invertido.

A las desgracias de este país, también se le suma el virus del covid-19, en donde la población sigue en total desventaja, las estadísticas en contra, que más puede esperar esta población de un gobierno que busca recursos supuestamente a través de las mentiras en pro de la Paz y del medio ambiente y no los invierten donde deben ser;  como los ejemplos recientes, de victimas en donde el presidente Duque usó el testimonio de una líder social en donde decía que había recibido recursos de hacía tres años, nada que ver en su gobierno que comenzó hace dos años. En donde está la lógica de pedir apoyo a los países integrantes de las naciones unidas, para

Síguenos:
RSS
Twitter
Visit Us
Follow Me
YouTube
YouTube
Instagram

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RSS
Twitter
Visit Us
Follow Me
YouTube
YouTube
Instagram